Rehabilitación física a través de realidad virtual

Por: Equipo Editorial Penta

La UNESCO celebra el Día Internacional de las Personas con Discapacidad el 3 de diciembre de 2020, bajo el lema: «Reconstruir mejor: hacia un mundo inclusivo.

la tecnología ayudaLa suprimir barrera

Con el desarrollo de plataformas inmersivas y el protagonismo que ha obtenido el VR, por su gran aporte a la medicina y a la inclusión, muchos pacientes están accediendo a este tipo de plataformas para su rehabilitación.

Cuando intentas abrir y cerrar la mano, hay una intención que comienza en el cerebro y se convierte en un impulso nervioso que recorre las “rutas” nerviosas y activa y desactiva un músculo. Cuando se está en tetra o paraplejia, hay una lesión en este pasaje que ralentiza y reduce la señal. Esta señal llega al músculo en algunas personas y no es lo suficientemente intensa para activar, abrir y cerrar la mano.

Gracias a la realidad virtual (RV) y la electromiografía, es posible representar extremidades funcionales en la RV y esto ayuda a reconstruir las vías nerviosas dañadas, mejora, cataliza y acelera la rehabilitación de las personas en estas condiciones. Se instalan sensores en el antebrazo del paciente en rehabilitación, que detectan el daño a los nervios. Luego, se instalan sensores en el antebrazo del paciente en rehabilitación, que detectan el daño a los nervios. Luego, activan la proyección de una mano en el casco de realidad virtual: su movimiento engaña al cerebro y permite que el estímulo se conecte con el gesto final. La conexión, que no se hacía antes, ahora es posible.

Otras plataformas inmersivas han creado escenarios para la inclusión en la que los pacientes crean un avatar y pueden interactuar libremente dentro de un entorno inmersivo. Este tipo de plataformas promueven la igualdad, las personas con algún tipo de discapacidad pueden acceder a información, ferias de trabajo, hacer networking sin ser excluidos de ninguna manera.

En un estudio llevado a cabo por la Universidad de Oxford con un grupo de estudiantes del Grado de Educación Primaria para determinar si la realidad aumentada puede mejorar la educación inclusiva, el principal resultado alcanzado pone de relieve que la AR puede ser un elemento que potencie la educación inclusiva en el nivel de Educación Primaria. Así pues, la AR puede ser un recurso digital que mejore el desarrollo curricular inclusivo de los centros educativos.

Por otro lado, existen proyectos de diferentes fundaciones, en los cuales sumergen a las personas con diferentes síndromes en un entorno virtual muy convincente, donde se pretende mejorar las capacidades comunicativas empleando la gamificación y tratando de simular interacciones sociales, para que de este modo este colectivo de personas puedan poner en práctica estas habilidades y adaptarse mejor al entorno social.

El uso de este tipo de herramientas para la inclusión y la rehabilitación de pacientes es cada vez más común y es una manera efectiva de integrar lo mejor de las tecnologías a la vanguardia en pro de la inclusión y la mejora en la calidad de vida de los pacientes con alguna afección cognitiva o discapacidad física.

¡Contáctanos!
close slider